La Patria es nuestra Humanidad en Libertad

EL ARTE DE VIVIR EN MIAMI

Por Amelia M. Doval.

Todas las ciudades tienen sus historias ocultas, reales o imaginarias, surgidas del ingenio popular, del ir y venir de los fantasmas, que romancean con los espíritus sublimes. Miami atesora sus mejores anécdotas, en los contornos de una ciudad, que se niega a quedar en el olvido.

El mundo conoce de famosos restaurantes, que son el sello de autenticidad, bajo el sol de la tradición. En esa página histórica se registra un nombre de proporciones artísticas. “Rancho Luna”, un sitio que conjuga la elegancia del trato más cordial, con una exquisita comida y una oportunidad de acudir, en grupos, por la gran capacidad de parqueo y el salón acogedor, que puede aglutinar gran cantidad de personas y hasta festividades o banquetes colectivos.

Recientemente los nuevos propietarios del lugar, activos colaboradores, con el desarrollo artístico promocional, decidieron unirse a un grupo de jóvenes artistas, con sus sueños de gran Metrópolis, y abrieron sus puertas a una noche de premiaciones. COMUNICASIBER ha hecho suyo este espacio, para presentar pinturas, esculturas, poemas, música y videos.

Desde el encanto particular, que ofrece la madera, cuando cobija en su interior la simpleza de un mundo que, con probada sutileza, nos traslada al encanto de una hacienda impregnada de olores y sabores familiares, hasta las mesas y taburetes, que, conformando un ejército rústico, orgullosamente, mostrando sus medallas, respetables trofeos de la opulencia exclusiva de un diseño para recordar, se alistaron todos, para servir de descanso a quienes disfrutaron del encanto de compartir una velada única.

El Restaurant Rancho Luna deviene en oasis de cubanía, en el centro de la ciudad del sol más acogedor del mundo, donde los edificios colindantes se hacen a un lado, para dejar desierto el espacio, en que el restaurant, con su gallardía de guayabera y café cubanísimo, invita a Miami para un baile diario y rejuvenecedor. Cada plato servido es un contrapunto, cargado de melodía, una obra de arte comestible, con su tonada de buen sabor. Degustar un “rabo encendido”  o un dulce, especialmente elaborado, con el sello de una alta cocina, en función de los platos más populares transforman este espacio, en un increíble punto de encuentro, para agasajar a cualquier invitado.

Miami necesita de estos lugares tan especiales, como el Restaurant Rancho Luna, que, por su calidad y funcionalidad, marcan un sello internacional para su gastronomía, declarando como patrimonio turístico una ciudad de variedades culturales. Popularizar lo nuestro, a nivel de estado, nos enseña a amar nuestro entorno y crear un camino de reconocimiento y expansión, que redundará en un desarrollo mercantil superior.

Es hora ya de que recuperemos la majestuosidad de un mundo abierto al arte de saber disfrutar la vida, desde la vida misma. 

Ver http://www.ranchodeluna.blogspot.com

http://www.rancherosdeluna.ning.com

http://www.rutadelsaborhispano.wordpress.com

Miami, 11 de mayo del 2011.

Anuncios

Comentarios en: "“El Arte de Vivir en Miami” tiene su primera escalada en el Restaurant Rancho Luna" (1)

  1. Información Bitacoras.com…

    Valora en Bitacoras.com: View This Poll Market Research EL ARTE DE VIVIR EN MIAMI Por Amelia M. Doval. Todas las ciudades tienen sus historias ocultas, reales o imaginarias, surgidas del ingenio popular, del ir y venir de los fantasmas, que romancean…..

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: